was successfully added to your cart.

Tipos de impresión, ¿sabes cuál de ellos te conviene más?

Acertar con la impresión de un producto puede ser la clave para destacar sobre la competencia. La calidad siempre prima, pero además hay que tener en cuenta que dependiendo del producto del que se trate los tipos de impresión nos pueden dar un resultado u otro. Rodearnos de profesionales que nos orienten sobre la mejor opción en relación calidad-precio es fundamental.

Hay muchos factores que pueden influir a la hora de elegir entre los tipos de impresión: si se trata de una tirada larga, corta, el tipo de material, la presencia de colores, etc.

Hoy vamos a profundizar un poco más en las diferentes técnicas que existen y en sus beneficios. En Litografía Romero tenemos años de experiencia en el sector, por lo que siempre puedes acudir a nosotros para que podamos asesorarte personalmente.

Tipos de impresión. Sus características.

Sistema de impresión Offset

Es muy eficaz y aporta unos resultados excelentes. Se conoce como la “Impresión Inteligente”, y es que tanto en papel como en film plástico consigue una tipografía y una trama perfectamente definida. Una de sus características más destacables de esta técnica es su rapidez en la fase de producción, su fijación resistente y sus tintas EB (Electrom Beam), las cuales no contienen solventes y aportan un secado rápido.

Este sistema de impresión es recomendable para productos que tengan una alta rotación en sus diseños, ya que es perfecto para tiradas cortas y medias, es decir, entre los 3.500 y los 30.000 m².

Sistema de impresión en Flexografía

Con esta técnica hay cierta dificultad para conseguir definir los detalles. Por lo tanto para sacar su máxima utilidad, es importante que evitemos el uso de textos en negativo cuando utilizamos cuatricomía. Por otra parte, cuando realizamos tramados múltiples, debemos evitar que los textos sean muy finos. Por último, no es recomendable utilizarla para imprimir degradados.

En su contra, tenemos muchas otras ventajas. La primera de ellas, y muy importante, es que se puede trabajar con múltiples soportes, lo que la convierte en una técnica de impresión muy versátil. Por otra parte, es un sistema muy rentable cuando se trata de tiradas medias y altas, es decir, a partir de los 15.000 m², e imprime a gran velocidad.

Como puedes apreciar, la principal diferencia entre la flexografía y el offset es la calidad de los pequeños detalles. Siendo la primera más rentable para tiradas más grandes.

Sistema de impresión en Huecograbado

La principal característica de esta técnica es que se puede aplicar sobre cualquier material y eso ya nos brinda un sinfín de posibilidades. Las tintas tienen una gran intensidad y consiguen acabados de gran calidad y brillo.

El huecograbado consiste, concretamente, en la impresión de film de plástico mediante unos cilindros con unos huecos muy pequeños grabados mediante tecnología láser.

Está pensado para trabajos con un nivel creativo alto, con mucho detalle. Es perfecto para degradados y se utiliza hasta 9 colores.

Este sistema de impresión es rentable en tiradas largas, es decir, a partir de los 25.000 m², ya que los cilindros utilizados son muy costosos.

Sistema de impresión en Digital

Posiblemente, la característica más reseñable de esta técnica es que nos da la posibilidad de personalizar totalmente la impresión. No requiere costes añadidos, ya que los diseños se transfieren del ordenador a la máquina. Tiene una calidad muy alta y los tiempos de producción son más cortos que en las técnicas anteriores. Está pensada para promociones o lanzamientos de poco volumen, ya que está pensada para tiradas de tamaño reducido, nos referimos de tiradas entre 1.000 y 3.000 m².

Leave a Reply